29/04/2011

“El panorama mediático ha cambiado, pero el objetivo sigue siendo el mismo”

Guatemala, 29 Abr (Cerigua).- El Secretario General de las Naciones Unidas, la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos y la Directora General de la UNESCO, emitieron un comunicado en ocasión del Día Mundial de la Libertad de Prensa, el próximo 3 de mayo, en el que destacaron que veinte años después de la instauración del Día Mundial de la Libertad de Prensa el panorama mediático ha cambiado, pero el objetivo de las entidades que representan sigue siendo el mismo: promover la libertad de expresión como fundamento de la dignidad humana y piedra angular de la democracia.

El documento subraya que gracias a las nuevas tecnologías y los nuevos medios de comunicación, nuestras posibilidades de expresión han alcanzado cuotas sin precedentes; cada vez más personas pueden compartir información e intercambiar opiniones tanto dentro de los países como allende sus fronteras.

Al mismo tiempo surgen nuevas amenazas que, en un contexto marcado por rápidos cambios se alían con formas clásicas de restricción e imponen formidables obstáculos a la libertad de expresión; cada día aparecen nuevas medidas para bloquear, filtrar y censurar la información; esos obstáculos adoptan rasgos diferentes, pero a la postre ocultan siempre un mismo rostro, el de la violación de un derecho humano fundamental.

Asimismo, el comunicado hace referencia a la importancia del Internet y destaca que éste debe ser un recurso verdaderamente público y mundial, al que todos tengan acceso y en el que todos puedan hacer oír su voz; es necesario trasladar al mundo de Internet todos los principios de la libertad de expresión, indican.

La revolución mediática trae consigo nuevos debates sobre la libertad de expresión, la naturaleza de la reglamentación o el equilibrio entre expresión y responsabilidad; no debe asustar la exploración de estas cuestiones desde todos los ángulos, señala la información.

El documento concluye que transcurridos veinte años desde la Declaración de Windhoek, los hechos demuestran cada día que promover la libertad de expresión sigue siendo tan importante como siempre y exhorta a todos los gobiernos a hacer frente común con las Naciones Unidas para garantizar y promover la libertad de expresión en los medios escritos, en las ondas y en Internet.

El Día Mundial de la Libertad de Prensa nació hace veinte años en la mente de un grupo de periodistas reunidos en Windhoek, Namibia; fue un llamado a luchar para proteger los principios fundamentales de la libertad de expresión, consagrada en el Artículo 19 de la Declaración Universal de Derechos Humanos.
Fin Cerigua
Ld-Ld

Última modificación: 13 de enero de 2015 a las 00:47