29/04/2011

Piden a partidos políticos y al TSE promover participación de sectores excluidos

Guatemala, 29 Abr (Cerigua).- En casi todos los procesos electorales del país, sectores amplios de la sociedad guatemalteca como las mujeres, los migrantes, los jóvenes y los indígenas han encontrado dificultades para emitir su voto o participar en los puestos de elección, por lo que organizaciones representativas reclamaron a los partidos políticos y al Tribunal Supremo Electoral (TSE) promover su participación en las elecciones generales del 2011.

María Eugenia Morales de Sierra, procuradora adjunta de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), quien encabezó la actividad, manifestó que mujeres, indígenas, migrantes, jóvenes, discapacitados y adultos mayores tienen derecho de emitir su voto, pero que por razones de discriminación y lejanía no pueden hacerlo.

Ileana Alamilla, directora de la agencia Cerigua y del espacio Más Mujeres, Mejor Política, manifestó que la democracia en Guatemala es vulnerable débil e inconclusa y que sin participación e inclusión de todos los sectores no puede ser llamada democracia.

Ya el TSE informó que el padrón electoral está compuesto por más del 50 por ciento de mujeres pero no queremos que nos vean nada más con cara de voto, tenemos el derecho de elegir y ser electas; exigimos a los partidos políticos la inclusión de guatemaltecas en puestos de elección popular pero que no sean de relleno, indicó.

Estuardo Ramírez, en representación de la Alianza Evangélica Juvenil, invitó a los jóvenes a adquirir su documento de identificación al Registro Nacional de las Personas (RENAP) y a empadronarse en el Tribunal Supremo Electoral (TSE).

La Convergencia Kab’awil se expresó por parte de la población indígena, a la que pidió no vender su voto con “llaveros y gorritas” y pidió verdaderos planes de gobierno a los partidos políticos.

Isabel Enríquez, de la Mesa Nacional para las Migraciones (MENAMIG), señaló que una reciente moción para una reforma a la Ley Electoral y de Partidos Políticos podría permitir que migrantes radicados en el extranjero puedan votar, pero que todavía queda a discreción de la Corte de Constitucionalidad (CC) y del Tribunal Supremo Electoral (TSE) aprobar este derecho.

La Procuradora Adjunta informó que estas entidades conformaron un Observatorio que publicará informes periódicos sobre la inclusión de estos sectores en los cuadros de los partidos políticos.

Anteriormente más de una veintena de organizaciones junto con el G-4, conformado por el Ombdusman y los representantes de la Iglesia Católica, la Evangélica y la Universidad de San Carlos (USAC) defendieron en un comunicado público el derecho a la participación el proceso electoral de estos grupos.
Fin Cerigua
Rp-Ld

Última modificación: 13 de enero de 2015 a las 00:47